viernes, 9 de agosto de 2013

ULCERA SANGRANTE


Lo cierto es que cada vez entiendo menos y alucino más.
En la era de las comunicaciones, soy incapaz de entender que el Presidente del Gobierno tenga que desplazarse a Mallorca a despachar con el Jefe del Estado asuntos que, a buen seguro, podrían haber hablado por teléfono o si me apuras, y por aquello de verse las caras, por videoconferencia. Pero haciendo un gran alarde de comprensión, voy a intentar entender que lo hacen por aquello del contacto personal y de que, dado el periodo estival en que nos encontramos, las cuestiones de Estado puedan resultar más lúdicas.
También es verdad que mucho menos entiendo que el Rey tenga que hacer una cena de gala a las autoridades de Mallorca y todo porque, de un tiempo acá, una cada día tiene más conciencia de que, por unas cosas o por otras, de una o de otra manera, al final somos los ciudadanos los que acabamos pagándolo todo.
Pero bueno, no es esa la cuestión por la que en este momento me he sentido obligada a tener que hacer una entrada, una vez más, para cuestionar qué coño es lo que está pasando últimamente en este país. Despilfarros como ese ha habido siempre y parece que, efectivamente, siempre hay gastos absurdos para los que sí hay dinero, incluso en tiempos de crisis en los que muchos, se irán a la cama sin ni siquiera poder cenar.
Últimamente, me preocupan bastante los asuntos de Estado (de derecho, le llaman), sobre todo desde que esta supuesta democracia, con sus supuestos derechos, me tiene permanentemente con la mosca detrás de la oreja.
Ese ha sido el motivo por el que, aprovechando que tras estos eventos institucionales parece ser que es de las pocas ocasiones en que podemos disfrutar de ver a nuestro Presidente (aunque una vez más a través de un plasma) dirigiéndose a los ciudadanos así como a los periodistas, me interesaba especialmente escuchar lo que Mariano Rajoy tenía que decir.
Y no porque esperase que diera muchas explicaciones, que ya está demostrado que quienes están por encima del bien y del mal no tienen ninguna obligación de darlas, sino porque había un asunto, para mi, de suma gravedad, que aun no había conseguido entender ni había visto a nadie, medianamente capacitado, dar una explicación desde el Gobierno (claro, cómo están de vacaciones...)
Desde que saltó la noticia de que nuestros vecinos de Marruecos, andaban más que encendidos porque su Monarca había indultado a un pederasta a petición de nuestro Rey (entre otros 48 por lo que se ve), no hago sino esperar una comparecencia gubernamental que nos ilustre sobre quien, como y porque ha sucedido esto y, a ser posible, que hubiese algún responsable, por no decir un culpable, como sí pretenden encontrar para el accidente de tren de Galicia o como encontraron para el del metro de Valencia. Máxime cuando en Marruecos, un Estado que no parece ser tan de derecho como el nuestro, tardaron poco en destituir a quien supuestamente había cometido un error.
Sin embargo, desde el Gobierno español, alguien colocó en una lista a un despreciable ser que ahora está en todos los programas, (sensacionalistas y de los que se les supone cierta seriedad) a punto de quitarle el puesto al mismísimo monstruo de Cleveland, sin que a día de la fecha sepamos por qué y por supuesto, sin que nadie haya sido cesado o dimitido por semejante barbaridad.
Que el Presidente del Gobierno nos cuente de lo que ha hablado con el Rey y nos cuente como va la economía, no me sorprende, es la tabla de salvación de quien vende lo que no tiene, digno sucesor de aquel otro que decía que “España va bien”, sólo que, el actual, lo tiene un poco más complicado porque, en todo caso, España va bien para los de siempre pero eso, no nos lo puede decir.
Que hablasen del conflicto de Gibraltar en términos de sí, pero no pasa nada porque con los ingleses nos llevamos muy bien y son nuestros amigos, también me lo podía esperar. Que era una cortina de humo, lo sospechaba y la forma en que nos lo ha contado Rajoy, me lo confirma.
Que no hayan hablado de la Gürtel y que, si lo han hecho, Rajoy iba a hacer “mutis por el foro”, también lo entiendo. No iba a contarnos ahora que le ha explicado al Rey porque mantuvo contacto a través de SMS con Bárcenas aun después de haber sido descubierto que tenía cuentas millonarias en Suiza y de estar “requeteimputado” y despedido en diferido hasta enero del 2013, de la misma forma que tampoco nos iba a decir que el Rey le había explicado los motivos por los que, al conocer los negocios delictivos de su yerno, en vez de ponerlo en conocimiento de la justicia, había mandado a la familia a Nueva York.
Pero lo que más me cuesta creer es que nuestro Presidente del Gobierno y nuestro Jefe del Estado -que han debido hablar largo y tendido de economía y del asunto de Gibraltar- no lo hayan hecho de lo sucedido con los indultos, cual si fuera un asunto banal. No en vano aun tenemos al individuo, eso sí, en Soto del Real (a saber, si no, cuál de nuestros hijos sería el siguiente), a la espera de ver como se resuelve un entuerto que, por otra parte, fácilmente podría suponer o haber supuesto un importante conflicto internacional.
Que el Presidente Rajoy no lo haya mencionado, también lo entiendo. ¡Qué necesidad de meterse en ese jardín!
Que en la rueda de prensa, ni uno sólo de los periodistas le haya preguntado al Presidente si había hablado de ello con el Rey, eso, eso es lo que no puedo entender.
Que a todo el mundo en este ¿Estado de Derecho? le importen un bledo que pasen estas cosas en nuestro país, me produce úlcera de estómago y os puedo asegurar que está a punto de sangrar.
Creo que no hará falta que os explique por qué.



5 comentarios:

  1. Totalmente de acuerdo con tu escrito, por cierto me ha encantado. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. No tengo respuestas...Sólo náuseas....Le hago RT a ver si alguien nos ilustra...Marianito, fijo que no. Saludos.

    ResponderEliminar
  3. gracias por definir lo que pensábamos.
    Panda de criminales de estado.
    Mucha cárcel, o quizá mucha guillotina

    ResponderEliminar
  4. Hola!! tu blog está genial, me encantaria afiliarlo en mis sitios webs y por mi parte te pediría un enlace hacia mis web y asi beneficiarnos ambos con mas visitas.

    me respondes a emitacat@gmail.com

    besoss!!
    Emilia

    ResponderEliminar
  5. Hola, hoy hemos compartido parte de nuestro valioso tiempo en Twitter (@GIUAR)y llegué a tu blog. Como ya es un hábito en mi, escribir en blogs de otros y mi Prohibido-Prohibir se ve como lleno de vacio... Me impacta sobremanera tu "presentación" YO NO SOY NADIE seguido de PEQUEÑAS CONFIDENCIAS DE ALGUIEN INSIGNIFICANTE... No me atrevo a incursionar en comentar acerca de la política española, sobre la cual me informo en general por tener parte de mi familia española en Madrid y Málaga. Actualmente me encuentro en Córdoba, Argentina. Hoy las crisis de valores arrasan muchas partes del planeta, en las distintas esferas de la vida comunitaria convirtiendo a las personas en meros números de una estadística espantosa, casi una "guerra" silenciosa donde la VERDAD ha sido la primera gran víctima. Hay denominadores comunes entre Italia, España y quizás en Sudamérica, en los que podríamos intercambiar experiencias, dado que creo que de las "crisis" pueden surgir grandes oportunidades de cambios.Pero faltaría a mis convicciones si opinase en situación tan particular, tan específica como esta que tú planteas. Es cuanto puedo decir a una persona que ES MUY IMPORTANTE y ALZA SU VOZ CON TAL FUERZA QUE LLEGO HASTA EL LEJANO SUR! Gracias por tu tiempo!

    ResponderEliminar